Como Ahorrar energía en la iluminación de una vivienda

La iluminación de una vivienda puede suponer hasta el cuarenta por ciento de la factura de electricidad. Esto puede parecer demasiado pero, si tenemos en cuenta que el stand by puede llegar a suponer el once por ciento, ya no parece tan descabellado. 

Si a esto le añadimos la época en la que estamos, donde la iluminación decorativa se convierte en la protagonista de las casas, el gasto en iluminación puede aumentar en un veinticinco por ciento. 

No sólo para reducir el consumo en Navidad, sino a lo largo de todo el año, podemos seguir una serie de consejos que nos permitan ahorrar en este sentido.

La tarifa de electricidad, el primer escollo

Obviamente si reducimos el consumo, se reduce la factura. Sin embargo, el ahorro es mucho mayor si tenemos unos buenos precios en nuestra factura de electricidad. 

Igual que las tarifas de los móviles, las tarifas de electricidad y gas cambian continuamente. La liberalización del mercado eléctrico y la llegada de empresas low cost a este mercado ha posibilitado una bajada en los precios, desconocida para muchos.

Revisar tu tarifa de electricidad, además de reducir el consumo, puede conllevar bastante más ahorro que si continúas con tu tarifa actual.

La iluminación LED, el mayor ahorro

Está claro, las bombillas LED suponen un ahorro de hasta el noventa por ciento respecto a las convencionales, lo que puede conllevar un gran ahorro en nuestra factura de la luz.

Si bien las bombillas LED son las que menos consumen, existen otras opciones en cuanto a consumo y eficiencia. Elegir bombillas de bajo consumo también es na buena opción, ya que nos permiten ahorrar en torno a un 80% Eso sí, tienen menos horas de funcionamiento, entre 6.000-8.000 horas, y además un un número de encendidos más bajo que las LED.

Ventajas de la iluminación LED

  • Mayor eficiencia energética
  • Mayor vida útil 
  • Sin componentes tóxicos
  • Baja emisión de calor y mínimo mantenimiento

Aspectos a tener en cuenta para ahorrar en iluminación

Consumo

Como hemos dicho, a menor consumo, menor gasto. Usar bombillas LED o de bajo consumo es la mejor opción. Aunque sean más caras, salen más rentables.

Usabilidad

Hay que tener en cuenta para qué se va a usar la estancia e iluminarla en función de eso. El tono y color de la luz es básico, aunque parezca que no tiene que ver con el ahorro.

Capacidad

Dependiendo de lo grande que sea el espacio, podrá haber un número idóneo de luces. Debe haber un mínimo de un metro de distancia entre cada halógeno. Tener pocas o demasiadas luces supondrá un gasto tonto.

Distancia

También hay que tener en cuenta cuántas habitaciones tiene la casa y cuántos metros cuadrados tiene. Debe haber un punto de luz cada diez metros cuadrados.

Regulación

Es recomendable el uso de reguladores de potencia individuales para cada punto de luz,. De esta forma se evita el uso excesivo de voltaje e iluminación.

Consejos para ahorrar en iluminación

  • Puede ser un consejo básico, pero la luz natural es gratis. España es, jutno con Portugal, el país Europeo con más horas de luz solar al día (más de ocho).
  • Usar colores claros en las paredes y techos nos permite aprovechar más luz natural.
  • Adapta la iluminación a las necesidades de cada habitación.
  • Regula la iluminación a tus necesidades y da preferencia a la iluminación localizada.
  • No dejes encendidas luces de aquellas habitaciones donde no vayas a estar. Si quieres dejar alguna luz en el jardín o terraza, que sea de bajo consumo. 
  • Mantén limpias las lámparas y las pantallas, esto aumenta su luminosidad.
  • En ubicaciones con encendidos y apagados frecuentes es recomendable poner lámparas del tipo electrónico, en vez de las de bajo consumo convencionales.
  • Donde se requiera una mayor cantidad de luz y durante más tiempo (como puede ser la cocina) es mejor usar tubos fluorescentes.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *